Las TIC’s: el nuevo reto de los mayores

por / Comentarios desactivados / 26 Vistas / 2 diciembre, 2014

Las nuevas tecnologías juegan un papel fundamental en la sociedad actual. El incremento masivo de dispositivos tecnológicos ha revolucionado el mundo de la comunicación a niveles sorprendentes, sobre todo en esta última década. Todo gira en torno a este tipo de tecnologías cambiando incluso el propio estilo de vida de las personas. Pero esta fuerte irrupción de los medios tecnológicos no se ha producido únicamente en los más jóvenes, los mayores también comienzan a tener inquietudes en el manejo de los mismos.

En general, la sociedad canaria muestra una gran preferencia por determinados dispositivos electrónicos tales como la televisión y la telefonía móvil. Según datos estadísticos obtenidos en un sondeo realizado recientemente por alumnos de la Facultad de Ciencias de la Información, más de un 90% disponen de estos dispositivos. Sin embargo, entre la población mayor de 65 años, la incorporación a las nuevas tecnologías sigue resultando pobre.

Gráfico estadístico de un trabajo realizado por alumnos de periodismo de la ULL

La iniciación de los mayores en el mundo de las nuevas tecnologías surge por la necesidad de adaptación a los tiempos actuales; poder realizar de forma autónoma un trámite administrativo sencillo, operaciones bancarias o saber leer un libro en formato digital, son solo unos pocos ejemplos de su importancia.

Teresa González Freiria, Ingeniera en Telecomunicaciones, tuvo la iniciativa de crear un grupo de personas mayores a raíz del cierre del Centro de Mayores del barranco de Santos, en abril de 2010. Presentó el proyecto al Gobierno de Canarias y este le ofreció la sala infantil del TEA, donde comenzó a impartir las clases hace tres años de forma voluntaria y sin recibir ningún tipo de remuneración: “Los grupos eran de 20 o 30 personas con edades comprendidas entre los 64-98 años, y se disponía de 12 ordenadores, aunque cada uno solía llevar su portátil, además del material que aportaba yo personalmente.

 

Imagen facilitada por Teresa González

Grupo de mayores del TEA

Ella misma aplica sus métodos, aclara Teresa: “se realizan en función de las necesidades de cada uno, por ejemplo: si Sebastián quiere aprender a hablar con sus nietos que se encuentran en Venezuela, le enseñamos los pasos a seguir para que pueda comunicarse con ellos”.

Teresa González expone otros motivos por los que los mayores precisan conocer las nuevas tecnologías:Es tremendamente positivo que se puedan relacionar entre ellos y utilicen las clases como una vía de escape a su rutina diaria. Los lunes y miércoles los dedicamos a aprender a utilizar programas de trabajo: Powerpoint, Word, etc. Los viernes están más dedicados a la diversión: juegos de memoria, redes sociales, etc.”

Imagen facilitada por Teresa González

Grupo de mayores del TEA en una de sus clases

Sin embargo, este proceso de aprendizaje es lento y necesita dedicación, no solo de los más mayores, sino de las instituciones competentes que deben ser las encargadas de disponer de las herramientas necesarias para poder llevarlo a cabo. Son los Cabildos Insulares así como las Concejalías del Área de Participación Ciudadana de cada uno de los ayuntamientos del archipiélago los responsables de fomentar estos curso-talleres, aún así cada día parecen involucrarse menos con la causa, debido a las carencias económicas que no ayudan al desempeño de estas actividades en unas condiciones adecuadas.
En estos momentos, la preocupación de esta profesional radica en la decisión del Cabildo a la negativa de su proyecto este año: “Si esto sucediera, implicaría que estos ancianos dejarían de recibir estos cursos y ello sería perjudicial porque podría afectarles negativamente a su estado de ánimo. El Cabildo todavía no ha decidido si concedernos de nuevo este espacio cuando el año pasado, en septiembre, las clases ya estaban iniciadas”. La razón por la cual no ha recibido respuesta es por cuestiones legales, explica Teresa.
Aunque éste podría tratarse de un tema de menor relevancia, es fundamental promover cualquier tipo de formación que pueda aportar conocimientos prácticos a los ciudadanos. Para ello, es necesaria la implicación y el apoyo directo de las instituciones competentes, con la finalidad de un mayor enriquecimiento cultural de nuestra sociedad. Ya lo decía el científico Carl Sagan: “Vivimos en una sociedad profundamente dependiente de la ciencia y la tecnología y en la que nadie sabe nada de estos temas. Ello constituye una fórmula segura para el desastre”.

KAMIKAZE son: Noelia Marrero Cabrera, Mar González Jiménez, Esmeralda Beltrán Correa, Vanesa Saavedra González, Tatiana Brito Gutiérrez.

 

 

Views All Time
1
Views Today
1